domingo, 13 de abril de 2008

LA TÁCTICA EN EL FUTBOL FORMATIVO: LA DEFENSA

Los goles son la salsa del fútbol. Pero un equipo tiene que empezar a construirse por la base, donde cada jugador forma parte fundamental del rendimiento colectivo.


Todos vemos en los principios ofensivos lo fundamental a trabajar en el fútbol, pero descuidamos la parte defensiva, la que consolida un resultado y permite jugar más cómodamente en ataque.

En este articulo aparte de mostrar una serie de ejercicios que me permita trabajar los contenidos tácticos defensivos, vamos a intentar borrar de todas las mentes que los defensas son los que defienden y los delanteros los que atacan.


Sólo cuando entendamos el equipo como un todo (el equipo ataca y el equipo defiende), conseguiremos sacar rendimiento a nuestras aplicaciones.

“El primer jugador que defiende debe ser el delantero, ya que él inicia la presión orientando al equipo”


Los criterios que utilizaremos en el fútbol formativo para trabajar los aspectos defensivos van a ser los mismos que en los ofensivos pero incluyendo el término EVITAR…

En este artículo trabajaremos el EVITAR MANTENER, con contenidos como: pressing, anticipación, carga, entrada, etc.


Las situaciones que propondremos son muy similares a las aplicaciones que utilizamos para trabajar “el mantener” la posesión de balón, lo único modificaremos en algunos casos es el número de jugadores y los espacios, favoreciendo la recuperación del balón.


Todas las situaciones de igualdad numérica o en espacios reducidos nos van a facilitar el objetivo del robo de balón.

Factores que me pueden facilitar o dificultar el robo del balón:

- Superioridad o inferioridad en ataque o defensa

- Reducción o ampliación de espacios

- Jugadores comodines

- Limitar el número de toques

- Poner objetivos técnicos o tácticos

Tenemos que tener en cuenta que controlando estos factores tengo infinidad de aplicaciones tácticas muy útiles para la mejora del joven jugador.
Los defensas son piezas fundamentales en las labores de recuperación del balón, pero no sin la ayuda del equipo jamás podrán realizar su trabajo de una manera sobresaliente.

"Para poder tener el balón y crear fútbol, antes hay que robarlo y recuperarlo”